Todas

Noticias ICM

entorno virtualizado

¿Qué entornos virtualizados son más seguros para trabajar?

Los departamentos de IT actualmente buscan unos entornos seguros virtualizados para el puesto de trabajo. Antes de decidir trabajar con las ventajas que ofrece la virtualización, debemos preguntarnos cual es la mejor herramienta para mi negocio. ¿Utilizar PC, ordenador portátil, ThinClient, Tablet o Raspberry?

Un entorno de trabajo busca siempre la seguridad de la información con la que se relaciona cada día. Algo que es común en cualquier empresa y más tratándose de algo que se encuentra en la nube, o simplemente digitalizada. Hay diferentes niveles de privacidad y diferentes implementaciones, pero en este caso nos centraremos en lo general; la totalidad de ello.

Los entornos virtualizados más comunes

Lo más común en el puesto de trabajo es utilizar un PC de sobremesa, con el simple login de Windows. No obstante, aunque parece sencillo, no trae una alta seguridad donde poder proteger los datos que manipulamos. Por ello, pasamos a considerar las otras cuatro opciones que se presentan ante nosotros: portátil, ThinClient, Tablet o Raspberry.

Mejores opciones: ThinClient y Rapsberry

Las mejores opciones de entornos virtualizados serían el ThinClient y la Raspberry. Aunque la Tablet y el portátil son una buena opción si tenemos que trabajar en casa accediendo a nuestra sesión de escritorio remoto, cuentan con una vulnerabilidad extra a diferencia de las dos primeras opciones.

Por un lado, los ThinClient tienen la ventaja que son fácilmente configurables. Estos ya vienen con el sistema operativo instalado y listo para apuntar a la dirección a la que deba conectarse. De este modo, simplemente introduciendo las credenciales en la ventana del login, ya nos deberíamos conectar sin problemas.

La desventaja que supone el traer el sistema operativo ya instalado es, sin embargo, que si llegara a haber algún problema puede llegar a ser complicado y/o difícil solucionarlo. Dependiendo del problema del que se trate ya que suelen venir muy capados,. Por ello es casi imposibles de descifrar.

La Raspberry como la ocpión altamente recomendable

Por otra parte, la Raspberry, actuando como un ThinClient, es una opción altamente recomendable. Actúa como tal, estando capada y con el único acceso al programa que conecta con el escritorio remoto si se llega a configurar como tal. Y es que precisamente porque se tendría que configurar desde el principio (no sería el caso si ya se compra configurada), se puede elegir qué prohibir. También que procesos realizar y tanto el diseño de la interfaz como el programa en sí se deberán de hacer.

Aunque viene con programas que no se pueden utilizar, es mucho más sencillo llegar a desbloquearlos y poder tener el completo control del sistema en caso de que haya algún error y/o se deba cambiar algo. Además, si el usuario final no necesita de dichas capacidades, simplemente se vuelven a dejar fuera de su alcance, pues no deberá utilizar nada más allá de su inicio de sesión a su entorno de trabajo. Aún en el caso de que la misma Raspberry lo sea, es la misma situación.

Este último caso relacionado con la Raspberry sería aplicable con la Tablet, igual que el caso del PC sería aplicable al portátil en cierta forma.

En conclusión, para poder escoger sabiamente un entorno seguro de virtualización, primero se debe tener en cuenta con cuanta seguridad estamos dispuestos a proteger nuestra zona de trabajo.

Tags: ,
Comenta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Confían en nosotros

Gamo
Vasava
SEAT
Ogilvy
Delvy
Façonnable
Euroleague Basketball
TheStoryTellers