Todas

Noticias ICM

Todos los servicios son iguales

¿O no? Creemos que no. Y lo creemos porque la experiencia nos dice que, cada vez más, las consecuencias de confiar en un servicio de los denominados «flexibles» o «escalables», en realidad quieren decir «baratos». Y lo»barato» atrae. No hay concepto comercial más usado que el «coste barato». Lo pueden llamar de mil formas:  precio asequible, accesible, de entrada, lite, start, oferta, descuento… y al final lo que dicen realmente es «menores recursos».

Suponemos que es trivial entender que este hecho es así. Las inversiones (en tiempo y en dinero) suponen un coste para cualquier empresa. Y es un coste que, por razones obvias, un empresa debe amortizar en un periodo concreto. No hacerlo, llevaría a la crisis a una empresa. Cierto es que se pueden aplicar economías de escala y que eso ayuda a que el coste sea menor, pero al final, ese coste debe ser superado por su precio de venta para que la inversión quede justificado.

Por esta relación, podemos pensar en sentido contrario. Si los precios de venta son muy baratos, entonces podemos entender que o bien las inversiones han sido pequeñas, o bien que los plazos de amortización son largos (lo cual generaría una deuda técnica futura) o bien que se aplica economía de escala y se consiguen costes muy bajos. En cualquiera de los casos solo podemos obtener, por orden:

  • Inversiones pequeñas = productos tecnológico con poco recorrido o a punto de ser discontinuados
  • Plazos de amortización largo = pasará cierto tiempo pero acabaremos disfrutando de un servicio sobre equipamiento obsoleto
  • Economía de escala = se convierte en un «háztelo tú mismo» o en, cuanto menos, una carencia absoluta de servicio de atención.

Desde nuestro punto de vista, es importante que los servicios que deben estar online tengan que estar soportados por un proveedor que entienda que cuando algo falla, necesitamos saber qué ocurre y cuándo se va a solucionar.

A parte de proveedores de servicios sobre Internet, también somos «heavy users» de Internet y nos molestan mucho aquellas ocasiones en las que no podemos tener una mínima visión de cuándo una incidencia estará solucionada.

Esta entrada nace de una de estas incidencias. Y debería ser inadmisible. Eso sí, el servicio era asequible.

Comenta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Confían en nosotros

Doubleyou
La habitación de las niñas
Façonnable
080 Barcelona Fashion Week
Volkswagen
Maria Pascual
Lakmé
Saba